Una perla al día

jueves, 4 de junio de 2009

Ha muerto Kwai Chang Caine


Imagen tomada del diario 20minutos


El actor David Carradine, que dió vida al pequeño saltamontes de la serie Kung Fu, ha sido hayado muerto en Bangkok.

Recuerdo alguna de aquellas magníficas y crípticas frases que le decía el maestro Po:

"El árbol que cae en el bosque sin nadie que lo escuche no hace ningún ruido, y sin embargo cae."

"Esquivar es mejor que golpear,golpear es mejor que herir,herir es mejor que matar, porque toda vida es preciosa,y no debe ser despreciada"


" - ¿ Y no oyes al pequeño saltamontes que está a tus pies ? Carradine abre los ojos y allí está, diminuto, sobre una brizna de hierba...- Maestro, ¿ cómo es que puedes oírlo ?

- Cómo es que TÚ NO PUEDES. "

3 comentarios:

AqUIEstOYyo dijo...

¡Qué recuerdos, Arturo! No me perdía un capítulo de Kung Fu. ¡Y lo que me gustaría verlos ahora! Creo que percibiría muchas cosas que entonces se me escapaban.

Me contaron una vez una anécdota de un monje budista en Barcelona. Al pasar por las Ramblas se paró ante una jardinera y señaló un grillo. Comentó a las personas que iban con él que le sorprendía ver un grillo en plena ciudad. Los acompañantes comentaron que lo que les sorprendía a ellos es que él hubiera oído al grillo con todo el ruido del tráfico y la calle. El monje les contestó que si cayese una moneda en la acera, toda la gente que pasaba por allí, lo oiría también. Explicó que uno oye aquello que está entrenado para oír.

Esta mañana, cuando oí la noticia, supuse que harías un post sobre la muerte de Carradine, no sé por qué, lo pensé.

Arturo dijo...

Todavía me parece oír la música de la serie y ver su silueta caminando, descalzo con las botas al hombro. Que poco necesitaba para vivir. Entonces me parecía una síntesis de sabiduría, ahora que ha llegado a nosotros el pijoZen y las autoayudas de kiosko, se me torna más vacío.
Echaré de menos al pequeño saltamontes y me olvidaré de Kill Bill.

Arturo dijo...

Mi admiración por el personaje de la serie ha perdurado con el paso de los años y me dolió la mercantilización de Kill Bill.

No conozco ningún budista que sea mala persona, si no más bien todo lo contrario y siento no poder decir lo mismo de algunos cristianos.
Mi respeto y casi envidia a los que cultivan el espiritu,el crecimiento personal y la inteligencia emocional.