Una perla al día

martes, 24 de junio de 2008

Que suerte tienen, los que han llegado en una patera desde el África musulmana, estos días a nuestra gloriosa tierra de provisión. Estos días los parlamentarios europeos han decidido que se les puede encarcelar hasta 18 meses, sin que sea necesario que cometan ningún delito. Si son menores incluso se les puede deportar a un país que no sea el suyo, con lo cual le financiamos el turismo a países igual de pobres que el de procedencia. En los próximos meses incluso aprobarán una directiva que les permitirá trabajar 11 horas diarias por el mismo sueldo eso sí libremente y para flexibilizar el mercado laboral ajustando la oferta a la demanda puntual. Una vez ajustada la curva podrán disfrutar de tiempo libre sin remuneración para estirar los 600 € que el empresario les ha pagado por 260 horas de trabajo, hasta que los vuelva a necesitar.Podrán recordar, de esta manera, el hambre que pasaban en su país, con la ventaja añadida de que verán con sus propios ojos, como engordamos los nativos y los esfuerzos que hacemos para perder peso.
Además por si fuera poco, nada más verles nos comprometemos a ponerlos bajo sospecha de terrorismo con sólo ver el color de su piel. La pena es que los europeos no podemos ofrecerles un Guantanamo, por que todavía no tenemos el nivel de nuestros amigos americanos, pero todo se andará.
Dan ganas de hacerse como mínimo marroquí, para poder vivir tan idílica experiencia. Claro que algunos gobiernos dan incluso el 0,7 para cooperación y desarrollo.
La imagen la tomé de un cuadro de la exposición de pintura y fotografía de Azuqueca.

2 comentarios:

Cristina Catarecha dijo...

Lo de cretinos me parece tan suave que casi suena a alabanza. Yo, como mínimo, les trataría de imbéciles (siempre he tenido la sensación de que se me llena la boca pronunciando esa palabra y el desprecio es total).
Es penoso que alguien piense así y que, además, sea capaz de repetir en voz alta lo que su pobre sesera piensa.
En fin....más de lo mismo.
País!

Un abrazo.

Arturo dijo...

Tienes razón, imbécil es una palabra más acertada. Ya te dije que no sólo creas arte con tu cámara, sino que pintas con las palabras. Gracias por pasar por aquí.